Jun
11
2019

“Somos víctimas, pero emprendedoras, con ideas de negocios y con sueños”

Sobrevivientes residentes en Antioquia nacen como nuevos empresarios y se benefician de alianzas de la Unidad para las Víctimas con empresas como Terpel.

ANTIOQUIAMEDELLÍN

Para alcanzar su meta de convertirse en empresario del campo, Leonidas Suárez se propuso reconstruir su proyecto de vida y empezar de nuevo, luego de sufrir tres desplazamientos forzados junto a su familia por las extorsiones y amenazas de la guerrilla y grupos de autodefensas en Segovia (Antioquia) y luego en Girón (Santander).

En Medellín, vivió las dificultades de sobrevivir como reciclador. Por eso retornó al municipio Remedios y en una tierra que consiguió en una vereda, comenzó su emprendimiento.

“Le dije a mi esposa: aquí con estos tarros no vamos a conseguir nada, mejor vámonos a trabajar la tierra. Yo siempre quise tener un cultivo de cacao y ahora llevamos 28 meses con la transformación de este fruto en chocolate de mesa y dulcería y vamos para adelante”, dice Leonidas en el stand donde exhibe sus productos.

Él es una de las víctimas que, gracias a un convenio entre la Unidad para las Victimas y la empresa Terpel, ha participado en el programa Restaurando Sueños, que les permite mostrar sus productos en ferias que sirven de vitrina comercial para sus proyectos productivos.

En la feria realizada en Medellín, los sobrevivientes como Mary Luna, microempresaria que confecciona bolsos y otros artículos de cuero, demostraron que el conflicto los afectó, pero reconstruyen sus proyectos de vida.

Frente a bolsos y carteras diseñados por ella, dice “somos víctimas, pero tampoco podemos esperar que todo nos lo regalen, no somos un problema, sino que podemos generar ingresos y empleo si nos apoyan con oportunidades. Somos personas emprendedoras, con ideas de negocios y con sueños que no pudieron acabarnos”.

Según el director de la Unidad para la Reparación a las Víctimas en Antioquia, Wilson Córdoba Mena, “estas alianzas público-privadas son importantes para fomentar los emprendimientos de las víctimas para que vuelvan a ser productivas, que es una de las maneras en que pueden alcanzar sus sueños. Y esto también contribuye a superar el asistencialismo”.

Estas ferias se han realizado este año en Cali, Manizales, Medellín y Bucaramanga y las próximas serán en Bogotá, Cartagena e Ibagué.

(Fin/JCM/LMY)